Rutas por mes

Entradas con la etiqueta ‘Nacedero del Urederra’

Sábado, 26 de septiembre de 2009

urederraHora y lugar de encuentro: A las 10:30 en Baquedano (Navarra).

DATOS DE LA RUTA:

Acceso: Aparcamiento situado a 500 metros del casco urbano de Baquedano.

Distancia: 5´6 kilómetros.

Desnivel: 50 metros.

Tiempo aproximado: Unas 3 horas (ida y vuelta).

Dificultad: Fácil.

El Nacedero del Urederra, situado a los pies de la sierra de Urbasa y declarado Reserva Natural en 1987, es un hermoso lugar rodeado de un precioso bosque de hayas y robles y salpicado de cascadas de agua y pozas cristalinas. La magia y la belleza que lo envuelve se ve acrecentada durante los meses de otoño, época en la que los árboles se visten de diferentes colores ofreciendo al visitante una variedad cromática inigualable y difícil de olvidar.

Descripción de la ruta realizada:

En el municipio de Baquedano ha sido habilitado un aparcamiento para los visitantes de la Reserva Natural del Río Urederra cuya tarifa asciende a dos euros. Allí iniciamos el recorrido.

rumbo-al-nacederoSalimos del aparcamiento tomando el camino de la izquierda y seguimos las numerosas indicaciones de madera que nos señalan la dirección al Nacedero. Atravesamos las calles cementadas de Baquedano, pasamos junto a la Iglesia de San Juan Bautista y, al llegar a la altura del frontón de esta bonita localidad navarra, giramos a la izquierda haciendo caso a la señal allí situada. Llegamos así a una pista con una señal que prohíbe la circulación de vehículos no autorizados y con un panel explicativo que nos indica que nos encontramos en la Reserva Natural del Río Urederra. Desde allí ya es posible divisar a lo lejos  el impresionante muro de piedra caliza que forman los paredones de la Sierra de Urbasa. Allí se encuentra el Balcón de Pilatos, bajo el cual nace el río Urederra.


Después de unos doce minutos caminando por la pista nos encontramos con una valla metálica de color verde que atravesamos. El laberinto de sendas por el que caminamos a partir de aquí, y que discurre en todo momento entre árboles remontando el río Urederra por su orilla izquierda, está tan profusamente señalizado que es imposible perderse. Por el camino es casi obligatorio detenerse a contemplar las pequeñas cascadas, los hermosos rincones y, muy especialmente, el intenso y sorprendente azul luminoso de las pozas que el río va formando a su paso, como el Pozo de la Fábrica o el Pozo de las Arenas.

despues-de-comerCruzamos un puente de madera de unos 15 metros de longitud que atraviesa el río y, tras una brevísima ascensión de escasos metros, nos encontramos ante una bonita cascada que se abre paso entre las murallas calcáreas de la sierra de Urbasa dando lugar al nacimiento del Urederra.

Después de haber comido y disfrutado de la belleza del lugar, regresamos a Baquedano por el mismo sendero siguiendo el cauce del río.